18 octubre, 2021

Pedido de un padre: su ex rompió una orden judicial y se llevó a su hija de 5 años a Buenos Aires

Spread the love

Fuerzas federales y la Saic buscan a la menor y su madre, que no responde los mensajes y no informó su paradero real.

En los últimos días la publicación en las redes se viralizó. Gastón Villalba (38) quiere volver a tener contacto con su hija de 5 años, quien se encuentra en Buenos Aires junto a su ex pareja y madre de sus tres hijos. La mujer le contó que estaba allá, donde vive, de forma imprevista por un mensaje al celular.

Podría tratarse de una situación común, una madre con su hija, pero hay una determinación judicial que lo impide. En el marco del proceso que determinará la guarda de los tres menores (los otros tienen 12 y 10), el juez Roberto Frank, titular del Juzgado de Familia Dos, determinó que ninguno puede salir de la provincia.

El oficio, al que tuvo acceso este medio, tiene fecha del 25 de agosto y una vigencia de seis meses. Hasta anoche varias fuerzas la estaban buscando, además del rastreo digital que están haciendo los profesionales de la Secretaría de Apoyo para la Investigaciones Complejas (Saic) del Poder Judicial.

En diálogo con Villalba, contó que vive en Posadas hace 16 años, cuando se mudó desde Buenos Aires detrás de los pasos de quien hoy es su ex pareja. Acá trabajó en veterinarias y ahora atiende un local pet shop y peluquería canina en Villa Sarita.

“Yo estoy separado hace cuatro años. A raíz de esa pareja tuve tres hijos y dos de los chicos están conmigo y la menor, de cinco años, está con la mamá”, puntualizó. Expresó que al principio buscó llegar a un acuerdo sin recurrir a la Justicia, pero ese proceso fue muy espinoso, con idas, vueltas y peleas.

Gastón detalló que esta no es la primera vez que la madre de sus hijos desaparece: “Desapareció un año con los chicos. Una vez fui a verle a mi mamá a Buenos Aires y desapareció un año. Yo le dije que estaba denunciada y tenía que presentarse, vino y me dejó a los dos nenes. Supuestamente se iba a quedar, pero se fue a las dos semanas. Se fue un año con la nenita Helena, volvió quince días y se volvió a ir diez meses”.

En septiembre del año pasado la mujer inició una demanda de cuidado personal exclusivo, procedimiento que la abogada de Villalba, Nancy Jara, describió como “muy intrincado”, ya que en el medio hubo acuerdos que no se cumplieron, medidas de restricción de acercamiento y demás episodios lastimosamente comunes en este tipo de procesos. 

“Ahora cuando volvió lo hizo escondida de nosotros porque yo me enteré que estaba acá por el estado de WhatsApp del hermano, ya que estoy bloqueado en todos lados. Ella se vino de Buenos Aires con su madre a Ituzaingó, a la casa de la abuela de ella, en vez de venir a ver a sus hijos”, reclamó Villalba, quien añadió que la comunicación fue nula y que sus hijos mayores prefieren hoy estar con él.

A sabiendas de que su niña y su ex pareja iban a venir a Posadas, hizo una presentación en la Comisaría de la Mujer y luego el pedido judicial tuvo la aprobación del juez interviniente. “La prohibición no es para ella, es para mi hija, para que no se la lleve otra vez”, aclaró.

Siempre según el relato del entrevistado, él estuvo con la pequeña durante más o menos una semana y en este punto cuestionó la nutrición y el cuidado general de la niña. “Me dijo ‘Gastón, yo me voy a Ituzaingó unos días a verla a mi abuela, ¿no te la querés quedar unos días más?’. Le dije que por supuesto, que era mi hija. Ella venía de Ituzaingó, no sabía que yo ya sabía, pero no entendí por qué se iba de vuelta. Después me di cuenta que iban a despedirse y cuando volvían ya directamente se iban a Buenos Aires”, reconstruyó.

El sábado 12 la mujer volvió por la pequeña y el miércoles sus hijos mayores la vieron en el centro. Se volvieron a comunicar recién el jueves, luego de una visita de funcionarios del Juzgado. Él le comentó lo que había ocurrido cuando, dijo, le propuso ayudarle a alquilar un departamento en Posadas para generar una rutina más amigable para que los niños puedan ver a sus dos padres.

“Me contestó cuatro horas después diciendo ‘Gastón, yo ya estoy en Buenos Aires’. Me dijo que eran por mis amenazas, ella me dijo que la orden judicial es una amenaza”, cuestionó. Desde entonces, ni ella ni sus familiares atienden los llamados, ni reportan su ubicación.

Gastón se mostró muy conmovido por esta situación, señalando que quiere que los nenes estén juntos: “La felicidad de Helena, la seguridad y estabilidad emocional junto a sus hermanitos para mí es muy importante. Mis nenes al otro día me pidieron verla y le tuve que decir que se había ido. A la noche al nene le sangró la nariz, el estrés que están pasando es mucho” lamentó.

El hombre agradeció la respuesta que tuvo desde la Policía de Misiones, como así también de la Justicia. Asegura que quiere encontrar una salida y sabe que lo mejor para sus hijos es que vean a la madre, pero quiere que sea en un contexto sano y no lejos de él. Dentro de esta desesperación, también rescata algo bueno: una vez que su hija sea encontrada, por lo menos de forma provisoria tendrá su guarda.

Por su parte, la abogada Jara concluyó: “Hizo caso omiso a la medida y se fue. La madre seguramente tendrá los derechos sobre la nena, pero no es la manera. Ella dice que tiene la tenencia de los tres menores, pero todavía el juez no resolvió a través de una sentencia. Esperamos que cuando todo esto se aclare y cuando esté de nuevo acá se practiquen todas las medidas protectorias y se llegue a una sentencia”.

Total Page Visits: 17 - Today Page Visits: 1